La Posidonia oceanica

Es una planta acuática que pertenece a la familia de las fanerógamas marinas y como tal, está compuesta por raíces, rizoma, hojas, fruto y flor. Además, es endémica del Mar Mediterráneo y es también el organismo colonial vivo más viejo del mundo, con una edad estimada de 100.000 años.

 

La Posidonia oceanica es la base del ecosistema marino de nuestras islas y un peldaño básico en la cadena trófica, proporcionando alimento a innumerables organismos marinos. Además, son muchas las especies que dependen directamente de estas praderas para sobrevivir, ya que son utilizadas como lugar de puesta, reproducción y refugio. También hay que recordar que no solo las especies animales dependen y se benefician de las praderas, sino que su impacto trasciende el medio marino hasta el punto de influir considerablemente en dos de las industrias más importantes de nuestras islas, como son la turística y la pesquera.  

 

No hay duda que dependemos en gran medida de la Posidonia oceanica y que, si esta continúa sufriendo, las consecuencias serán devastadoras para nuestras islas.

460 Millones

de metros cuadrados es la superficie total de la Posidonia oceanica

Más de 1000

especies de organismos dependen de las praderas para sobrevivir

338 Trillones

de kg de carbono son absorbidos anualmente por la Posidonia oceanica

+400 Millones

de euros es el impacto socioeconómico sobre las Islas Baleares

Nuestro tesoro marino

La Posidonia oceanica ​es uno de los ecosistemas más extensos y característicos de las Islas Baleares. Con una superficie de unos 460.000.000 millones de metros cuadrados, esta planta milenaria forma praderas imponentes que dominan todo nuestro fondo marino, dándole este aspecto mágico tan característico.

Peces, epífitos, moluscos, crustáceos o algas son muchas de las especies que dependen directamente de la Posidonia oceanica, dado que sus praderas son utilizadas como lugar de reproducción y puesta, reclutamiento o simplemente como fuente de alimento. Sin ellas, el equilibrio ecológico del mar Balear desaparecería.

La Posidonia oceanica es una planta, y como tal, hace la fotosíntesis; utiliza la energía de la luz solar para fijar carbono inorgánico (CO₂) y producir grandes cantidades de oxígeno. Como consecuencia de este proceso, las praderas actúan como sumideros de carbono, almacenando miles de toneladas de CO₂ al año. Esto hace que la Posidonia oceanica sea un agente indispensable en la lucha contra el calentamiento global.

Dejando de lado los beneficios medioambientales obvios que la Posidonia oceanica tiene sobre las Islas Baleares, su impacto va mucho más allá. Es la responsable de las aguas cristalinas de nuestras preciosas playas, y a la vez, una gran fuente de biodiversidad marina. Por lo tanto, se estima que el impacto directo e indirecto que tiene sobre la industria turística y pesquera es de unos 400 millones de euros en el año.

_7031379_edited.jpg
 

Reforestación Marina

Un informe de la Unión Internacional por la Conservación de la Naturaleza (UICN) calcula que las praderas de Posidonia oceanica pueden ser responsables del 40% de carbono almacenado cada año por la vegetación costera. Además, una hectárea de Posidonia oceanica puede llegar a producir más del triple de oxígeno que una misma hectárea de bosque tropical y, aun así, se estima que el ritmo al cual está desapareciendo la Posidonia oceanica es hasta ocho veces superior al de la pérdida de estos bosques. No hay duda que la Posidonia oceanica es un organismo delicado, y que, si no trabajamos entre todos para garantizar su futuro, puede que pronto hayamos perdido no solo el pulmón del Mediterráneo, sino un agente indispensable en la lucha contra el cambio climático.

La regeneración marina se llevará a cabo progresivamente mediante la implementación de estaciones de replantación, primero en Mallorca y después en el resto de las Islas Baleares. Además, estas estaciones no solo funcionarán como parte del programa de regeneración, sino también como medio para aumentar la conciencia ambiental y científica. Arrels Marines quiere, por un lado, acercar la ciencia a la población y, por otro lado, que la población se acerque al mar. Por eso, las estaciones se colocarán a 5 y 10 metros de profundidad. La razón principal de esto es hacerlas accesibles a todo el mundo, ya sea haciendo snorkel o con un equipo de submarinismo completo. 

A pesar de que la prioridad de Arrels Marines es consolidar un programa ambicioso, durante las primeras etapas del proyecto preferimos apostar por una fórmula de crecimiento sencilla pero eficaz y con una estructura clara.

Cómo funciona

1

2

3

Antes que nada, se escoge una localización que ha sido degradada o que está sufriendo los efectos directos del impacto humano.

A continuación, se establece un proyecto de interpretación para determinar la viabilidad y sobre todo, la necesidad de establecer una estación en esta zona.

Una vez obtenidos los resultados, se crea una microárea marina protegida y se inicia la fase de regeneración mediante la replantación de Posidonia oceanica.

4

En las semanas siguientes, se realiza un seguimiento minucioso para asegurarnos que la estación prospera y a continuación, nos trasladamos a la siguiente zona.

 

Educación ambiental

En Arrels Marines estamos trabajando conjuntamente y de forma constante con pedagogos/as y educadores/as para crear un plan educativo de calidad que pueda ser presentado en escuelas, institutos y universidades. Nuestro interés se centra principalmente en crear contenido didáctico y atractivo que se ajuste a los planes y a las necesidades educativas actuales y por encima de todo, que despierte el interés de los alumnos permitiéndoles participar de forma activa en talleres, salidas e incluso en cursos de submarinismo. 

Es indudable que los niños y niñas son el futuro y, por lo tanto, es clave trabajar con ellos, como ya hemos hecho, pero Arrels Marines no quiere limitarse a esto. Es indispensable llegar a todas las personas que interactúan directamente y tienen efectos sobre el medio ambiente, y por tanto, nuestro alcance no se limitará solo a centros educativos, sino que también estamos creando contenido para adultos y gente mayor.

Finalmente, desde Arrels Marines, en nuestra voluntad de acercar el mar a todo el mundo, trabajaremos y adaptaremos nuestros programas para llegar a colectivos a menudo olvidados como personas mayores, personas con discapacidad intelectual y niños y adultos hospitalizados o con movilidad reducida.

Talleres